fbpx
Ciencia y Tecnología

Cuando tu competidor también es tu socio (hasta cierto punto)

Es algo que no esperábamos y, finalmente, ha sucedido. Amazon ha contratado a SpaceX para lanzar varios satélites de Project Kuiper. El anuncio llama particularmente la atención porque las firmas son rivales en el ámbito del internet satelital, aunque la primera ha demostrado tener una ventaja sustancial sobre la segunda (y sobre cualquier competidor en general).

SpaceX hará tres lanzamientos para la compañía fundada por Jeff Bezos a partir de mediados de 2025. Los satélites de Project Kuiper llegarán a la órbita terrestre baja (LEO) gracias al cohete Falcon 9. Estamos hablando de un sistema de lanzamiento imbatible en relación fiabilidad-precio que hasta la fecha ha completado más de 270 misiones con éxito.

Amazon se apoya en SpaceX para construir su constelación de satélites

Amazon parecía estar evitando deliberadamente caer en SpaceX para realizar algunos de los lanzamientos de Project Kuiper. Esta postura tan rígida, aparentemente motivada por la rivalidad entre ambas compañías, generó una reacción negativa entre inversores y miembros del consejo de administración, que señalaron que no era el camino adecuado.

En concreto, culparon a la compañía de ciertos retrasos en la puesta en marcha de Project Kuiper y, sobre todo, en contratar lanzamientos más caros. La realidad es que en el mercado de lanzamientos espaciales actual, SpaceX no tiene rival. La compañía ha montado un esquema de negocio ejemplar con sus cohetes Falcon que no ha conseguido ser igualado.

Amazon contrató una variedad de lanzamientos en empresas rivales de SpaceX para empezar a desarrollar la constelación de Project Kuiper. Uno de los vehículos de lanzamiento en cuestión era el Vulcan Centaur de United Launch Alliance (ULA), que debería haber puesto en órbita a los primeros dos satélites del proyecto, pero que nunca lo hizo.

Te puede interesar:  United Launch Alliance y Astrobotic, preparados para el lanzamiento hacia la Luna el próximo lunes por la mañana


Amazon Kuiper

El cohete de ULA sufrió retraso tras retraso, lo que obligó a cambiar de vehículo y utilizar el viejo Atlas 5. Amazon, que esperaba tener los Kuipersat-1 y Kuipersat-2 en órbita en 2022 lo consiguió con el aparato a punto de jubilarse el pasado 6 de octubre, pero esto es solo un pequeño paso dado que ULA todavía debe ocho lanzamientos a Amazon.

La compañía de Bezos también contrató en el pasado lanzamientos de la firma de propiedad Blue Origin, así como de Arianespace. Este abanico de proveedores no es suficiente, y Amazon lo deja bien claro en el comunicado de prensa. Contratar a SpaceX les permitirá reducir riesgos de retrasos y avanzar a buen ritmo con la puesta en marcha de Project Kuiper.

Cuando hablamos de Project Kuiper hablamos de la iniciativa del multimillonario estadounidense detrás de Amazon para ofrecer un servicio de Internet satelital enfocado en ofrecer conectividad en las áreas del planeta que no cuentan con Internet. De momento, Kuiper tiene solo dos prototipos en órbita, y espera llevar su constelación a unos 3.200 satélites.

SpaceX, la firma de Elon Musk que se presenta como principal competidor, tiene alrededor de 5.500 satélites de Starlink en órbita, un esquema de negocio desarrollado y cobertura en más de 60 países.

Imágenes: SpaceX | Amazon

En Xataka: Un panel solar lleva siete años orbitando la Tierra. Ahora sabemos que los parques fotovoltaicos espaciales son viables

ULTIMA FUENTE

Somos un sitio web de noticias nacionales e internacionales que tiene como objetivo proporcionar información precisa, confiable y actualizada sobre una amplia variedad de temas. Nuestro enfoque principal es brindar a nuestros lectores una visión completa de los acontecimientos más relevantes que ocurren tanto en México como en el resto del mundo.

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba